domingo, 10 de enero de 2010

AC/DC - If You Want Blood (You've Got It)



El primer álbum en vivo de la banda Australiana más exitosa. Un año antes de Highway to Hell durante el tour de Powerage. En 1978 estos 5 se propusieron registrar sus giras en un disco para el alucine masivo de sus fans. 
Aunque la década de los 70’s es algo conocida por hacer que los grupos sonaran aun más distorsionados, adivinen qué pasó con este álbum: ¡lo mismo jajaja! Las guitarras se convirtieron en perros furiosos con hambre de huesos.


Riff Raff abre el show. Exáctamente con la misma fuerza que en Powerage, ¿y cómo responde la multitud? Pues con el mismo entusiasmo que en ese disco. El público grita y aplaude mientras el duelo entre la voz de Bon y la guitarra de Angus avanza. Al final todos quedan con sonrisa de oreja a oreja por haber oído aquel temazo con los mismos tiempos y cambios que les erizaron la piel dentro de un estudio de grabación.

Hell Ain't A Bad Place To Be perpetua dentro de los oídos a la vez que Bon dice “hey you!”. Las cortadas guitarras que se vuelven pesadas con el constante bajo de Cliff Williams y la provocativa y encarnizada manera de decir “hell” por parte de Bon. Con ese solo que pone a todos en su lugar y les hace moverse tal cual grupo de animales de corral. 

Bad Boy Boogie incluye uno de esos juegos con el público similar al de Let There Be Rock, pero antes de llegar a ese jueguito mencionaré lo rápido que aparece el riff principal de aquel pequeño diablo llamado Angus Young. Los cambios de tono, de grave a agudos –pero siempre distorsionados- con magníficos porque dan paso a una interacción con la audiencia que alarga la duración del tema.

Canción para las damas fáciles y los hombres que saben aprovecharlas: The Jack. Lenta, con sentimiento de verdad, con aplausos y elogios de los fanáticos, muy blues rock. Suaves guitarras que se ponen enojadas cuando Bon recita “She’s got the jack” y las damiselas presentes se ponen nerviosas cuando el escocés las señala (pareciera que sabe muy bien quien tiene aquella enfermedad). La gente canta la frase principal como si estuvieran en una iglesia sureña…

Un riff que evoca la imagen de un joven problemático es la marca de Problem Child llena de momentos salvajes de aquella forma de vida que es el por excelencia, un problem child: Bon Scott con alaridos y muestras de carácter seductor en su voz. El control de sus desgarrados agudos son asombrosos aquí.

Whole Lotta Rosie le voló el cerebro a los primeros que la oyeron en Let There Be Rock con esos rapidos cambios y esas increibles guitarras, todo eso se repite, pero en vivo. Mientras la banda toca la intro el público grita repetidamente el título hasta que Bon comienza a “contar” su experiencia. El grito de Bon marca el inicio de la histeria masiva y de la canción. Phill siempre dinámico en esta década lo demuestra con los cambios que acompañan al bajo y las guitarras a la hora del estribillo. Al momento donde la intensidad se baja, luego del solo, todos quedan impacientes por el estallido de poder que da final al tema.

Si tocas rock n roll, estas condenado. Rock N’ Roll Damnation deja claro que Scott no se ha cansado y tampoco Malcolm a la hora de los coros del estribillo. Ese riff que sigue sonando interminablemente mientras las fieras que se hacen pasar por públicos estan atónitos por estar en presencia de la banda. Los pequeños cambios de rudeza a suavidad en el riff y los coros similares a los de niños enojados engrandecen la canción.

Nostalgia. ¿Por qué? High Voltage. Los corazoncitos de los fans más antiguos (en ese momento) no pueden contener la emoción. El cortado y semi melódico riff, los coros tan de… antaño, los ritmos, todo esta puesto sobre un escenario. Qué decir del solo alucinante y entrañable. Interacción con el público diciendo “High!” y el público obviamente repitiendo jaja. 

La historia de cómo nació el rock. Let There Be Rock se convierte en un mini festival musical de mas de 8 minutos. Todo esta aquí, el bajo contundente, la batería veloz e incansable y las feroces guitarras. Si me lo preguntan, la canción huele a proto-thrash metal jaja. Esa voz es imparable, cambiante y única, los riffs aparecen sólo cuando se va, mostrando así sus respetos. Las escalas alcanzan proporciones épicas y luego, siguen rugiendo cuando el mandato de Bon Scott es ordenado. ¡Las armonías son alucinantes! Comienzan a hacer ese pequeño –y posteriormente largo- juego del “tan-tantantan-tan-tantantan…” y así hasta hacerlo muy, muy rápido… ¿Qué sería de la presentación de este tema sin eso o sin los improvisados solos de Angus que le dan más originalidad? 

Rocker al principio no se entiende del todo el riff pero después empiezas a saber en qué canción te encuentras. Bon revela 2 posibles cosas: 1. Ya esta cansado o 2. Ama tanto esta canción que se suelta por completo. Quien guste opinar sobre eso es libre de hacerlo. Incluye ahora solos muy veloces y como siempre la batería de Phill veloz como en Dirty Deeds Done Dirt Cheap. Los geniales versos de Bon suben el ánimo y el humor mucho más que en el álbum y así concluyen su concierto, con los estruendosos platillos y riffs por doquier.

Y ya sabemos qué pasó después…
Track List
Line Up
Bon Scott - Voz
Angus Young - Guitarra principal
Malcolm Young - Guitarra rítmica, coros
Cliff Williams - Bajo, coros
Phil Rudd - Batería




2 comentarios:

Migue dijo...

pinche webon! ya sube un link para bajarlo d mediafire XD el disco es d varios conciertos? o solo d uno? =O

Rogue Leader dijo...

AC/DC es uno de mis grupos favoritos, la mayoria de sus discos son muy buenos, no como en otros grupos que hay buenos y malos

Saludos